El autor más querido por todos los públicos

Enrique V. Vegas se ha convertido por méritos propios en uno de los nombres de referencia dentro del panorama actual de la industria del cómic español, un autor imaginativo y tremendamente prolífico capaz de lograr el milagro editorial en nuestro país de agotar varias ediciones sucesivas de sus obras como el multiventas Espiderman.

Oriundo de Madrid, Vegas se inició profesionalmente en el campo de la animación, hasta que a finales de los 90 comienza una etapa de fecunda colaboración con Dude Cómics donde recrea en clave de humor personajes del cómic o estrenos cinematográficos de éxito, como Vlade, Julk, La Patrulla XL, Jellboy, la trilogía de Matris o el personaje Marvel por excelencia en Espiderman, cuya primera edición se agotó apenas salir de imprenta.

Tras la desaparición de Dude, Vegas pasa a colaborar con el nuevo sello Siurell de Dolmen en trabajos argumentalmente similares a los anteriores, pero con un mayor detallismo y acabado formal, como Bill Kill, o la trilogía de Los Cabezones de las Galaxias a los que habría que sumar Residente Vil, Bull Damn City, Los Cabezones del Caribe, Punicher, la trilogía de Cabezón Jones, Capitán Cabezón o Thor.

En el 2004, los aficionados le votaron como Mejor Autor Revelación en el Salón del Cómic de Barcelona, siendo nominado al año siguiente a los premios de la crítica.